Make your own free website on Tripod.com

 

Hace mucho tiempo caminaba por el sendero de la vida

y vi un letrero que decía:

TIENDA DEL CIELO

Me acerqué y la puerta se abrió lentamente.

Un Angel me entregó una canasta y me dijo:

"Compra con cuidado todo lo que necesitas"

Primero compré mucho amor y al lado separé

paciencia y comprensión que se necesitan por donde uno vaya.

Aparte dos cajas de sabiduría y dos bolsas de fé.

Me encantó el empaque del perdón: compré fuerza y coraje

para derrotar el desaliento. Me aprovisioné también de buenas cantidades

de respeto y de mucho buen humor. Ya tenía la canasta casi llena cuando me

dí cuenta de que me hacia falta el poder del ESPIRITU SANTO y que no podía olvidar

la salvación que la ofrecían gratis. Caminé hacia el cajero para pagar la cuenta pero vi

en un estante la oración y la tomé porque sabía que la iba a necesitar a diario.

Lo mismo hice con la alegría, la justicia y la paz, que estaban al lado de la caja.

Llegué delante del cajero y le pregunté: cuánto le debo??

El me sonrió y me dijo: Tranquilo, lleva tu canasta donde vayas.

Si, pero cuánto le debo?? insistí. El volvió a sonreir y respondió:

No te preocupes, Dios pagó tu deuda hace mucho tiempo...

 

Home